a qué familia de lenguas pertenece el latin y griego

Carlos García Gual, catedrático de Filología griega, resalta en un producto anunciado en Claves de Raó Práctica (La capital de españa, mayo 1998), la relevancia que tiene el estudio de las lenguas tradicionales

Escasas materias de estudio semejan tan rentables como el latín. Sirve no para hablarlo, sino más bien para otros objetivos esenciales: para un mejor conocimiento de nuestra lengua, en su vocabulario y composición sintáctica (si es romance); para una visión histórica sobre el planeta de roma que está en la base de la historia y la capacitación de Europa y sus instituciones; para el más destacable dominio de una terminología científica; para una ejercitación escolar de habilidades lógicas y lingüísticas; y para arrimarse a una magnífica y también influyente literatura. (…) No se habla, al fin y al cabo, de entender bastante de latín, o de recordar sus declinaciones y traducir contenidos escritos de La guerra de las Galias, sino más bien de explotar el estudio del latín básico escolar para entender mejor muchas otras cosas de nuestra cultura propia. Es realmente difícil comprender bien su lengua románica sin comprender las construcciones del latín. Y conocerlo es el más destacable punto de soporte para comprender las relaciones entre lenguas de exactamente la misma familia. Las lenguas y las instituciones culturales de la Europa cristiana están construidas sobre este legado y esa tradición de base romana que todavía es realmente difícil olvidar. De ahí que la enseñanza del latín –con la mayor extensión viable– ha de ser protegida por causas de cultura general; y, además de esto, por una elemental economía didáctica: escasas enseñanzas son tan rentables para un nivel educativo medio y superior.

Quechua

No debería sorprendernos que en el momento en que los españoles estuvieron en tierras americanas (y después, en el momento en que ciertos eligieron que por qué razón no se quedaban) hayan incorporado a su vocabulario múltiples términos de lenguas amerindias.

Uno de estas situaciones es el del quechua (una familia de lenguas habladas en Argentina, Bolivia, Chile, Colombia, Ecuador y Perú) que nos dio expresiones como «carpa» (en el sentido de toldo que cubre un área, no el pescado o el grillo de uva), cancha, morocho y puma.

Cuadro comparativo

heleno latino El idioma mucho más viejo forma parte a la rama helénica o griega de la familia de lenguas indoeuropeas. El idioma mucho más viejo forma parte a la rama itálica de la familia de lenguas indoeuropeas. Idioma oficial De Grecia y Chipre De los romanos y la localidad del Vaticano Estado del idioma Vivo Obsoleto Origen del alfabeto De la escritura fenicia Por la escritura griega Composición concreta Composición VSO o SVO Composición de la oración final del verbo Predominación Muchas expresiones científicas, técnicas y médicas.

lengua

Otros muchos lenguajes

El heleno se encuentra dentro de las lenguas mucho más esenciales y viejas que se derivó de la rama helénica o griega de la familia de lenguas indoeuropeas. Tiene la historia documentada mucho más larga de precisamente 34 siglos de registros escritos entre cualquier idioma indoeuropeo. Es el idioma primordial que se charla en Grecia, con prácticamente 13 millones de hablantes originarios. Otras áreas donde el heleno es el idioma originario son el sur de los Balcanes, las islas del Egeo, el oeste de Asia Menor, el sur de Italia, Albania, Grecia, Chipre y ciertas secciones del norte y este de ‘Anatolia y el sur del Cáucaso.

Algo de historia

Las primeras visualizaciones del latín datan hacia el año 1000 a. C., en una zona central de Italia llamada Lacio, Latium en latín. De ahí el nombre de esa lengua y de los habitantes de la región, latinos. A pesar de que los primeros presentes escritos se muestran en el siglo VI a. C.

Inicialmente el latín se consideraba una lengua de campesinos, por consiguiente su extensión territorial era limitadísima. Solo llegaba a ser hablada en ciertas secciones de Italia, aparte de Roma.

Deja un comentario